La importancia de comer grasas

Dentro de una dieta sana y equilibrada, el 30% del total de calorías que necesitas al día debe ser ingerida en forma de grasas
Autor/es: Gemma Colomé
Actualizado el 23/08/2010
Índice
  1. Tipos de grasa
  2. Funciones
  3. Los ácidos grasos esenciales
Compartir en:
Facebook Twitter Menéame
Etiquetas
Grasas Comer sano
 

Los ácidos grasos esenciales

En los últimos años los ácidos grasos esenciales están adquiriendo mucha importancia en la alimentación, debido a sus numerosas propiedades beneficiosas para la salud. Te las mostramos.

Omega 3
Las principales fuentes de ácidos grasos omega 3 son el pescado azul y algunos alimentos vegetales como la semilla de soja, las hojas de lechuga, el germen de trigo, las nueces y las espinacas. Sus principales virtudes son:
  • Benefician el aparato circulatorio, debido a que disminuyen el riesgo de padecer enfermedades que afectan al corazón y a las arterias al reducir los niveles de colesterol en sangre, la presión arterial y fluidificar la sangre.
  • Los pescados azules, como el atún y el salmón, contienen omega 3.

    Tienen propiedades anticancerígenas frente a ciertos tipos de tumores, como el de próstata y el de mama.
  • Ayudan a combatir la inflamación en las enfermedades de las articulaciones, atenuando el dolor en trastornos como la artritis reumatoide, la psoriasis y el lupus.
  • Alivian los dolores menstruales.
  • Ayudan a mantener un equilibrio mental y evita o mejora la depresión o la esquizofrenia.
  • Contribuyen a que la piel esté en buen estado, previniendo así la aparición de enfermedades como el eccema o la psoriasis.
  • La ingestión de este tipo de ácidos grasos es muy conveniente durante el embarazo porque favorecen que el feto tenga un desarrollo cerebral correcto.

Omega 6
Son ricos en ácidos grasos omega 6 el aguacate, las nueces, las semillas y el aceite de girasol y de sésamo, el aceite de la semilla de grosella negra, la borraja y la onagra. Las funciones principales son las siguientes:
  • Reducen los niveles de colesterol y previenen la formación de coágulos sanguíneos en las arterias al impedir que se agreguen las plaquetas. Al igual que los omega 3, reducen levemente la tensión arterial. Todo esto contribuye a que el riesgo de infarto y de angina de pecho sea menor.
  • Se recomiendan en caso de padecer impotencia, ya que favorecen la circulación sanguínea del pene.
  • Previenen la caída del cabello al mejorar la microcirculación sanguínea a nivel del cuero cabelludo.
  • Tienen propiedades antiinflamatorias en las enfermedades articulares.
  • Al reducir la inflamación, son muy útiles también para el alivio del dolor menstrual. Además mejoran la infertilidad relacionada con problemas hormonales, quistes de ovarios o bultos en las mamas (mastopatía fribroquística).
  • Mejoran el control de la diabetes, al mantener estables los niveles de insulina y prevenir los efectos secundarios que esta enfermedad produce en el sistema nervioso.

« 2 - Funciones Página 3 de 3  

Comentarios

avatar-Peep
Peep 23/08/2010

Tomo nota!

Su pregunta y/o comentario y el nombre de usuario facilitado, podrán ser publicados y visibles para todos los usuarios de este sitio web.

Los datos solicitados en los campos marcados con * son obligatorios.

¿Sabías que...

Las algas son un alimento muy completo

Una cucharada sopera diaria de algas aporta a tu organismo los minerales y oligoelementos más importantes.

Más información...

Síguenos en:

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • RSS