¿Realmente son tan caros los alimentos ecológicos?

Las cooperativas y los pedidos por Internet suelen reducir el precio de estos productos
Autor/es: Eva Mimbrero
Actualizado el 10/06/2010
Compartir en:
Facebook Twitter Menéame
Etiquetas
Comer sano Consumo
 
Pilar consume alimentos ecológicos desde hace 4 años. Es médico y vive en Barcelona. Comenzó con compras puntuales en establecimientos especializados, y luego se apuntó a una cooperativa de productos ecológicos que hay en su barrio. Ahora encarga directamente lo que quiere a una familia de agricultores, que le llevan el pedido a casa gratis si la factura supera los 15 euros. “Compro fruta, verdura, productos lácteos, carne, pan, arroz, pastas, cereales y frutos secos porque son más sabrosos y sanos”, explica. En cuanto a los precios, asegura que “desde hace varios años, se han reducido al ampliarse la oferta. Las frutas y verduras cuestan más o menos lo mismo que en fruterías de mercados como el de Santa Caterina”.

Una de las formas de distribución en auge es el reparto a domicilio de este tipo de productos.

Es una opinión bastante similar a la de Gil, otro consumidor habitual de productos ecológicos. Este informático de 25 años vive en Molins de Rei (Barcelona) y hace un año que se ha pasado a lo ecológico. “Me arrepiento de todo el tiempo que he estado comprando fruta y verdura en el supermercado”, asegura. Hace los pedidos por Internet y se los traen a casa y, en cuanto a los precios, dice que ni se fija. “No se puede comparar un tomate que ha estado medio año en cámaras frigoríficas con otro que huele igual que los tomates del huerto de mis padres. Hay una gran diferencia de sabor: no hace falta tirar medio bote de sal en la verdura para que sepa a algo y comes fruta porque te apetece, se deshace en la boca”, sostiene.

Sin duda, el sabor es uno de los motivos principales que lleva a los consumidores a elegir alimentos ecológicos, pero no el único. Más ventajas de este tipo de alimentos: las frutas y verduras ecológicas pueden contener hasta un 40% más de antioxidantes y la leche hasta un 90% más, que ayudan a mantenernos jóvenes por más tiempo y reducen el riesgo de padecer trastornos cardiovasculares. Los vegetales están libres de pesticidas y conservantes, y si compras carne ecológica tienes la garantía de que el animal del que procede ha sido alimentado de forma natural (sin piensos artificiales) y está libre de antibióticos.
 
¿Por qué son pocos los que los consumen?
Pese a todas sus ventajas, los casos de Pilar y Gil siguen siendo excepcionales en España, donde el mercado de productos ecológicos crece, sí, pero muy lentamente. Los españoles gastan 7 euros por persona al año en este tipo de alimentos, una cifra muy por debajo de la media europea, que se sitúa en 30 euros. No será porque no tenemos cultivos de este tipo: paradójicamente, España es el país europeo con más superficie ecológica cultivada.

¿Qué nos lleva a apostar tan poco por estos productos? Sin duda, la creencia de que son mucho más caros que los alimentos convencionales tiene mucho peso en esta decisión. Es verdad, los alimentos ecológicos son, de media, entre un 15 y un 20% más caros que los convencionales. Aunque su precio final depende mucho de dónde y cómo los compres: las cooperativas de productos ecológicos, o comprar directamente al agricultor a través de Internet, son una buena opción para adquirirlos sin dejarte el sueldo. Algunos pueden salirte, incluso, más baratos que los convencionales, sobre todo si son productos de temporada. Otros motivos que pueden echarte para atrás son su presencia (no suelen ser tan vistosos como los productos convencionales) y el hecho de que duran algo menos que los alimentos no ecológicos, debido precisamente a que no tienen conservantes.

Eso sí, si te animas a probarlos comprueba que tienen el sello identificativo oficial, que garantiza que los productos son 100% ecológicos.

Más información:
Legislación de la Agricultura ecológica en España | Sociedad Española de Agricultura Ecológica | Federación Internacional de Agricultura Ecológica

[Actualización
(23/07/2010): El día 1 de julio entró en vigor el nuevo logotipo europeo que identificará, obligatoriamente, a todos los productos ecológicos]

Comentarios

avatar-Martín
Martín 10/06/2010

Yo los compro de vez en cuando, sobre todo los tomates! Menuda diferencia

avatar-Caro_Madrid
Caro_Madrid 10/06/2010

la verdad es k se nota la diferencia!

avatar-Txell
Txell 17/06/2010

uy, ahora k es época de huerto, los k compramos ecológico nos vamos a poner las botas!

Su pregunta y/o comentario y el nombre de usuario facilitado, podrán ser publicados y visibles para todos los usuarios de este sitio web.

Los datos solicitados en los campos marcados con * son obligatorios.

¿Sabías que...

La proteína de la soja, por su composición, puede equipararse a la proteína animal

Contiene los ocho aminoácidos esenciales imprescindibles para considerarla completa.

Más información...

Síguenos en:

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • RSS