El zumo de naranja de bares y restaurantes, rico en vitamina C... y bacterias

El 43% de los jugos naturales supera el límite permitido de enterobacterias
Autor/es: Redacción
Actualizado el 12/03/2012
Compartir en:
Facebook Twitter Menéame
 
Tomarse un zumito en el bar es una costumbre muy extendida en España. De hecho, según datos del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, en 2009 los españoles bebimos 138 millones de litros de zumo de naranja, un 40% de los cuales en establecimientos de hostelería.

Pues bien, según un estudio de la Universidad de Valencia este sencillo gesto puede poner en riesgo nuestra salud. ¿El motivo? La higiene inadecuada de las exprimidoras y las jarras en las que se guarda el zumo provoca que los niveles de bacterias del jugo que nos bebemos sean superiores a los permitidos.

Una incorrecta higiene de las máquinas facilita que las bacterias pasen al zumo al exprimir las naranjas.

“Las máquinas expendedoras tienen una gran cantidad de superficies de contacto y muchas oquedades, permitiendo la contaminación microbiana y su posterior arrastre cuando se elabora el zumo”, afirma Isabel Sospedra, autora principal del informe.

Así, el 43% del jugo natural de naranja de bares y restaurantes rebasa el límite de enterobacterias que establece la legislación actual. Estos microorganismos, al fermentar y oxidar el zumo, disminuyen su calidad nutricional. Un 12% supera la cantidad permitida de microorganismos aerobios mesófilos, dentro de los cuales se incluyen ciertos hongos y levaduras. Además, en un 0,5% se ha observado la presencia de la peligrosa Salmonella y en un 1% del Staphylococus aureus, que puede provocar un gran número de infecciones.

La presencia de este tipo de bacterias es mucho mayor si en vez de servir el zumo en copas o vasos de cristal, justo antes de ser consumido, se almacena en jarras metálicas. Esto provoca que los niveles de enterobacterias presentes en el jugo sea superior al permitido en un 81% de los casos.

Para reducir al máximo estos microorganismos potencialmente peligrosos para nuestra salud los autores del estudio recomiendan extremar las precauciones a la hora de manipular las naranjas, limpiar cuidadosamente las máquinas encargadas de exprimirlas y servir el zumo directamente al cliente en vez de almacenarlo en jarras.


Fuentes:
Food Control (revista de la European Federation of Food Science and Technology) | Universidad de Valencia

Comentarios

Su pregunta y/o comentario y el nombre de usuario facilitado, podrán ser publicados y visibles para todos los usuarios de este sitio web.

Los datos solicitados en los campos marcados con * son obligatorios.

¿Sabías que...

Hay un gran número de alimentos con azúcar “oculto”

Este ingrediente no es exclusivo de dulces y pasteles. Para saber si lo que compras lleva azúcar fíjate en su etiqueta: ojo a los ingredientes que acaban en “osa” (fructosa, lactosa, dextrosa...).

Más información...

Síguenos en:

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • RSS