GAP: Glúteos, abdomen y piernas

Esta actividad está pensada para las tres zonas más castigadas por el sedentarismo
Autor/es: Marc Pérez
Actualizado el 11/06/2010
Compartir en:
Facebook Twitter Menéame
Etiquetas
Ejercicio Fitness
 
El GAP está pensado para los que quieren ir al grano, a atajar el problema de raíz. Si te apuntas a esta actividad de fitness trabajarás las tres zonas más castigadas por la vida sedentaria: glúteos, abdominales y piernas. ¿El objetivo?, fortalecer el cuerpo allí donde más lo necesita.

'G' de glúteos

El trasero es para algunos una zona tan preciada que incluso surgió la leyenda urbana de que la actriz Jennifer Lopez había asegurado el suyo por un millón de dólares. Más allá de frivolidades y de objetos de deseo, los glúteos son los principales responsables de que vayamos erguidos y no a cuatro patas, y nos permiten realizar acciones tan habituales como subir unas escaleras.

'A' de abdominales

Los abdominales son una zona que muchos trabajan por estética, pero que es más: es nuestro centro. De hecho, todo pasa por los adominales. En cada ejercicio y en cada ejecución de la vida cotidiana, ya sea reír o respirar, esta zona de tu cuerpo se ve involucrada. Quizá por eso en inglés la llaman core, o 'núcleo'. Para nosotros es la zona media.

'P' de piernas

La flacidez empieza por el abdomen, sigue por los glúteos y se apalanca, finalmente, en las piernas. El GAP ataca de frente al problema trabajando la parte interna de la pierna (aductores), la externa (abductores, glúteo medio o facia lata) y superior frontal (cuádriceps).
¡Todo firme!
Sesiones de sofá y palomitas, horas frente al ordenador en el trabajo, uso de ascensores en lugar de escaleras... todo cae por su propio peso, y el GAP intenta poner remedio. Pueden apuntarse a esta actividad tanto mujeres como hombres, pues cualquier persona inactiva es candidata a acumular grasa en esas tres zonas.

Si te animas a practicar GAP verás que la dinámica es parecida a la de otras sesiones dirigidas disponibles en los gimnasios como el aeróbic, el body pump, el total trainning o el cardiotono, sólo que se centra en los ejercicios de tonificación: abdominales y sentadillas no faltarán en una de estas clases. Además, un poco de música hará más llevaderos los esfuerzos.

El 'step' se usa como refuerzo en las clases de GAP.

La variedad de los ejercicios y el aumento de dificultad vendrá dado por los materiales que se utilicen como complemento de las clases:

Step
Este elemento es el más usado en GAP, con dos finalidades. Por un lado, al actuar como escalón ayuda a trabajar los glúteos. Puede graduarse la intensidad, ya que el step se regula a varios niveles que van de los 10 a los 20 centímetros de altura. Por otro lado, puede usarse al inicio de la sesión para calentar haciendo un poco de trabajo cardiovascular, igual que se haría en una clase de aeróbic tradicional.

Fitball

El fitball, o bola de pilates, está ganando terreno en las salas de fitness. Seguro que la has visto alguna vez, es una bola blanda y grande, muy a menudo de color azul, y que tiene múltiples usos. ¿Sabías que puede hacer más efectivos tus ejercicios abdominales? Si los realizas apoyando la espalda sobre la bola, ésta creará desequilibrios. Deberás tratar de reequilibrarte y eso supondrá hacer más fuerza con los abdominales.

Tobilleras con peso

Las tobilleras pesadas refuerzan tu trabajo de piernas. ¿Cómo funcionan? Son una pulsera llena de arena que atas a tu tobillo durante la sesión de ejercicio. Pueden llegar a pesar hasta 2 kg por unidad.
Con hacer sólo GAP no basta
Antes de ponerte a sudar haciendo GAP deberás valorar las carencias de esta actividad y decidir si lo que te ofrece se adecua a tus objetivos. Piensa que el GAP implica una rutina centrada sólo en unas zonas del cuerpo y, por tanto, necesitarás complementarla con otro tipo de trabajos.
  • No es suficiente para adelgazar. El GAP no está orientado a perder peso. Si ése es tu objetivo, deberás complementar las clases haciendo sesiones de ejercicio aeróbico dos o tres veces por semana.
  • El cuerpo es equilibrio, recuerda tu espalda. El cuerpo debe trabajarse equilibradamente. El GAP te ayudará a mantener la zona media en forma, pero si trabajas la parte abdominal toca fortalecer también su complemento en el cuerpo: el área lumbar. La musculatura de la espalda sostiene la columna, ¡no la olvides!
  • También tienes brazos y hombros. Que no se acumule tanta grasa en los brazos no hace que tengamos que olvidarnos de ellos. Recuerda que debes trabajar tu cuerpo de forma completa.
  • Trabajo de base cardiovascular. La principal carencia del GAP es que no implica un trabajo cardiovascular. Es cierto que en algunas sesiones se incluye algo de ejercicio aeróbico al comienzo, pero no está de más reforzarlo. Así que ya sabes: nada, corre, ve en bicileta...
Si todavía tienes dudas, déjate orientar por un preparador físico. Él interpretará tus carencias, dando importancia a lo que realmente te hace falta y no a lo que la publicidad cree que te conviene.

Comentarios

avatar-SisiNono
SisiNono 14/06/2010

una vez hice gap y casi me kedo en el intento... pero es k trabaja justo donde más se necesita...

avatar-Lalihop
Lalihop 15/06/2010

La cosa no es hacerlo una vez y casi morir. Si no estás más o menos en forma es mejor hacer otra cosa y cuando puedas aguantar un poco empezar con el GAP.

avatar-Eulalia
Eulalia 05/07/2010

A mi me pasó lo mismo, tuve agujetas tres días seguidos!!!!!

avatar-MaEsther
MaEsther 16/07/2010

pues me gustaría probar lo del GAP pero con este calor a duras penas tengo fuerzas para kedar con mis amigos... lo dejo para el otoño

Su pregunta y/o comentario y el nombre de usuario facilitado, podrán ser publicados y visibles para todos los usuarios de este sitio web.

Los datos solicitados en los campos marcados con * son obligatorios.

¿Sabías que...

Los efectos de una mala dieta pueden pasar de padre a hijo

Los hombres que siguen una dieta rica en grasas habitualmente pueden provocar una secuela metabólica en sus hijos, que les predisponga a padecer enfermedades como la diabetes.

Más información...

Síguenos en:

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • RSS